lunes, 5 de enero de 2015

Un día como hoy. Sacerdote Manuel Serrano.


Un día como hoy 6 de Enero de 1919, fallece en Sevilla el sacerdote don Manuel Serrano Ortega,  que escribió varios libros dedicado a la Hermandad del Gran Poder.

Foto de Salvador Sánchez. 

Un día como hoy. Gran Poder.


Un día como hoy 6 de Enero de 1900, se celebra con gran solemnidad, la primera Función Principal del siglo XX de la Hermandad del Gran Poder.

Foto de Luismi. 

Un día como hoy. Felipe V y el Gran Poder.


Un día como hoy 6 de Enero de 1728, el rey Felipe V y su corte visitan la Parroquia de de San Lorenzo para venerar la imagen de Nuestro Padre Jesús del Gran Poder.

Foto de Javi Jiménez. 

Cabalgata.


Para el año que viene iré con casco a la cabalgata, que manera de lanzar caramelos coño.

Mis Reyes.


Baltazar  ya tengo mis Reyes que te pedí, pero tengo un problema, como recordarás te pedí una Cofradía de juguete, no de verdad. Aquí estoy intentando que me entren todos en casa, pero picha es que la Cofradía que me has mandado es de barrio y son 1.800 nazarenos, a ver como los organizo.

Querido Melchor, Gaspar y Baltazar.


Querido Melchor, solo te pido que a los políticos les traiga una mierda, a ti Gaspar, si puedes, que te lleves a todas las ONG y a muchos que se lucran de la pobreza humana al mismísimo carajo,  y a ti amigo Baltazar, que me caes del carajo, que los que hablan en el nombre de Dios se laven la boca antes de hacerlo con un rastrillo. Gracias a los tres, sólo decirte a ti Baltazar, que a ver si nos vemos pronto y nos tomamos unas cervecitas.

Ningún Niño.


La vida, el mundo y sobre todo las personas son muy crueles. Pues no debería mañana 6 de Enero, día de los Reyes Magos quedarse ningún Niño sin juguetes. Pero por desgracia esto es así, y nadie lo puede cambiar, ni tampoco a muchos cabrones le interesan.

Un día como hoy. Capataz Rafael Ariza Aguirre.


Un día como hoy 5 de Enero de 1966, fallece en Sevilla el capataz don Rafael Ariza Aguirre , fundador de la dinastía que lleva su apellido.

Reyes Magos.


Aunque me tomen por rancio no pido a los Reyes absolutamente nada del otro mundo, solo que pasen rápidos para que los Niños que serán muchos no van a tener un juguete no sufran. Lo dicho, que pasen muy rápido.