lunes, 14 de diciembre de 2015

España.


No quiere España un debate. España quiere solo que la arreglen de una puta vez para que sus gentes, los españoles podamos vivir todos dignamente sin tener que mendigar como tiempos atrás para vivir una cruel y miserable vida.

Tanto España como los españoles, de promesas ensayadas para engañosos debates hasta la moña están. Pues no quiere un esto si o aquello no, o yo hice y tu no.

España y los españoles lo que quieren es que termine esta película de terror que está viviendo en sus carnes los de siempre, los más necesitados, esos que sin comérselo ni beberlo están pagando el lujo a un montón de golfos sin escrúpulos. Golfos que siguen como los peces en el río. Pero que en vez solo de beber roban y roban y vuelven a robar. Y viva España, que nada tiene que ver con los golfos que la gobiernan.

Nadie.


Nadie ha existido como Él, todo un revolucionario para hacer el bien y no el mal como hoy muchísimos lo hacen.

 El hijo de María y José el carpintero defendió y entérense, a los pobres, a los pecadores y marginados, los que hoy en este mundo  nada  tienen que ver con lo que Él defendió  y predicó porque seguimos mirando hacia otro lado.

 La historia igual que ante es la misma, simplemente cambian las fechas. Pero igual. Quedémosnos con su humildad, la del Señor de la Sentencia, tan venerado y querido y muy poco imitado en sus acciones, unas acciones que solo los limpios de corazón y alma podrán imitarlo.

Y para terminar decir, que se de sobra que todavía quedan gente buena, muy buena, a las que nos deberíamos de unir para hacer un mundo mejor.

Foto de Pasión Gitana.

Y cuando.


Y cuando te enteras que la hermana menor de 34 años tan solo de un amigo ha muerto, te das cuenta que solo estamos de paso. Y también de paso reflexiona uno y se dice para si, todo es mentira y la única verdad es la del levantarnos día a día sin saber hasta cuando dejaremos de hacerlo.

Ustedes piensen como quiera, cada uno tiene un pensamiento y todos son respetable y aceptado, menos la muerte a tan temprana edad. Para mí no tiene explicación, y aunque la tuviera tampoco la aceptaría. Buenas tardes y disfruten del hoy, mañana Dios o quien sabe ya dirá.

Curiosidades cofradieras. El Descendimiento del Santo Entierro.


Fantástica cartela nos encontramos en la maravillosa Urna del Santo Entierro sevillano, siendo sus andas, canastilla y respiradero dorados por Manuel y Antonio Doradores y labrado por Antonio Ibáñez y Joaquín Pineda, con la carpintería de Manuel Caballero.

En este pequeño y soberbio Descendimiento podemos ver que los santos varones no aparecen subido en la escalera (y no es porque estén cansados), es que desde abajo realizan su trabajo.

La cartera del Santo Entierro tiene un gran parecido o mejor dicho, su autor se inspiró en el exquisito cuadro del Descendimiento del poco conocido por muchos Museo de Bellas Artes de Sevilla. Cuadro que procede de la desamortización del Hospital de las Budas de Sevilla, una obra del siglo XVI de Francken Frans (nada que ver aunque se parezca con el nombre de alguna marca de salchichas), siendo prácticamente en sus detalles igual la cartera que el cuadro del Museo sevillano.

Foto Diario de Sevilla y de Oronoz.com