martes, 27 de septiembre de 2016

El Cristo de la Humildad y Paciencia y la Virgen de la Salud de Guadalcanal salvados en la Guerra.


Dos de las imágenes más veneradas de Guadalcanal fueron salvadas de la Guerra Civil gracias a la ocurrencia y no pensar mucho de los que la escondieron. 

El Cristo de la Humildad y Paciencia del siglo XVIII, lo escondieron en un pozo, en el que estuvo varios años en el (donde habría que haber metido a esos que querían destruirlo). La Virgen de la Salud no fue a parar al mismo sitio que el de su Hijo, la escondieron bajo una montaña de trigo. Así es como se salvaron estas dos queridísimas imágenes, gracias a la ocurrencia y no pensar mucho.

Cristo de la Humanidad y Paciencia.

Un conquistador de Guadalcanal.


Fue Pedro Ortega Valencia un conquistador natural de Guadalcanal (Sevilla). 

La isla de Guadalcanal, perteneciente al archipiélago Salomón en el Océano Pacífico y que fue escenario de una de las batallas más importante de la II Guerra Mundial, lleva el nombre de Guadalcanal por haber sido descubierta por el conquistador natural de esta localidad.

Pedro Ortega Valencia fue Aguacil Mayor de la ciudad de Panamá, Maese de Campo y Mariscal de la Armada de Alvaro de Mendaña. Todo un personaje de nuestra historia, que como tantos otros están en el olvido.

El Paraíso.


El Paraíso es ese que usted ni yo veremos. 

Dicen que es donde Dios creó a Adán y Eva y luego los expulsó por comer una manzana de un árbol.

La concha.


La concha es un símbolo precristiano del sexo femenino, de la fecundidad y del agua (no la de Lajarón embotellada).

Las Cinco Llagas.


La Cinco Llagas representan las heridas de Cristo en pies, manos y costados. Son emblema de la Pasión como en las Cofradías y Hermandades de nuestra Semana Santa, también en la Orden Franciscana.

Foto de Rafaes. Cristo de las Cinco Llagas (Sevilla).

Ángeles músicos.


Los ángeles músicos son seres alados, muy conocidos en las Iglesias de la Edad Media, sobre todo en las escenas de la Virgen con el Niño.

Foto de ArteHistoria.

El aceite.


El aceite aparte de estar caro para cagarse es muy apreciado en las religiones mediterráneas.

 Unge a los recién nacidos, a los moribundos, consagra a los Reyes, ilumina los lugares sagrados, nutre, cura y purifica. Pero está caro para cagarse, me refiero al que usted le echa a la tostá, que es el mismo.

La Patrona de Alanís.


La Patrona de Alanís se encuentra a 500 metros del pueblo en la Ermita de Nuestra Señora de las Angustias. Esta imagen que data del siglo XVI, fue muy dañada en la Guerra Civil, la cual tuvo que ser restaurada por el imaginero Castillo Lastrucci.

Cuenta una antigua leyenda, que el valle de Matamoros fue escenario de una durísima batalla entre huestes cristianas e islámicas. Al mando de las primeras se encontraba el Capitán granadino llamado Garcilaso, que al ver un gran número de bajas en sus tropas invoco a la Patrona de las Angustias para que le ayudara a ganar la batalla. 

Al conseguir el granadino la protección de la Virgen, lograron los cristianos ganar la batalla, y desde entonces fue nombrada Nuestra Señora de las Angustias Patrona de Alanís.

Virgen de las Angustias. Patrona de Alanís.

El retablo de la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de las Nieves de Alanís.


Si no lo ha visto usted este retablo, no se lo piense y vaya a verlo ya, aparte de ser una maravilla es de los retablos medievales que han llegado hasta nuestros días completos.

 El retablo es del siglo XV y de autor anónimo, interviniendo en el dos pintores cercanos a Juan Sánchez de Castro, representando en sus cinco calles y tres cuerpos episodios de la vida de la Virgen y la Pasión de Cristo. En el banco vemos la siguiente escenas: la Santa Cena, la Coronación de Espinas, la Piedad y la Resurrección. En el cuerpo principal las representaciones de la Anunciación, el Nacimiento de Jesús, la Adoración de los Reyes Magos y la Circuncisión, y en su ático a San Pedro, San Juan Bautista, el Calvario, San Juan Evangelista y San Pablo. Todo un tesoro, no cabe decir más.


Valgo más por lo que callo.


Aunque suela decir verdades o mentiras para muchos por aquí, os puedo asegurar que no es nada para la información que me llega de muchos sitios de Andalucía sobre cómo se está viviendo el mundo de las Cofradías desde su interior. VALGO MÁS POR LO QUE CALLO QUE POR LO QUE HABLO, os lo aseguro sin ánimo de lucro.