jueves, 31 de julio de 2014

Que bonito es aportar cuando el dinero no es de uno.


Que bonito es aportar cuando el dinero no es de uno. 

Que bonito rehabilitar una Iglesia que dicen que se cae cuando en el pueblo de Jerez y mal llamado ciudad los  que se caen son sus habitantes de hambre, miseria, impotencia, ansiedad y locura por no saber como salir hacia a la luz, una luz más bien siniestra como si de una película de terror se tratara, la que se ha hecho realidad y no ficción en este pueblo. Un pueblo que su Ayuntamiento ha metido a dedo a unos y a otros y siguen metiendo porque le toca, como en el Juego de la Oca, pero fastidiando a un monto de buenas personas que han tenido que emigrar como aves a otro sitio, pero en este caso mejor, sin saber cuando volverán, sin saber si en un futuro tendrán que tirar de la familia para llevársela fuera, porque volver a este pueblo es como si todo se hubiera parado en el tiempo, en un tiempo de caciques y el que no lo es juega a ello, sin ningún futuro a la vista, sin empresas que medio se porten bien, sin alcaldes que se preocupen un carajo de la ciudadanía y con un montón de tontos de capirote que por mediación de las cofradías lo han enchufado en un Ayuntamiento el cual todos pagamos,¿como estos capillitas van hablar?, si son ellos los que tendrían que estar fuera y no esas criaturas que han marchado a un nuevo mundo en busca de que alguien los rehabilite en vez de a una Iglesia.

Seguro que Jesucristo se interesaría antes por su pueblo que en algo que se va a rehabilitar por pura política. Pero esto es lo que hay, no hay nada más.


Jesús atado a la columna de la Capilla del Museo.


Portentosa y poco conocida para muchos capillitas es esta imagen que posee la Hermandad del Museo.

 La imagen es de Jerónimo Hernández , de madera policromada y mide 1,63 mts. que se puede fechar hacia 1583, la cual tuvo en otro tiempo un sudario esculpido y se lo quitaron para colocarle uno de tela, el cual no pega ni con pegamento. Esperemos que algún día no muy lejano vuelva a tener un sudario esculpido.

Jesús atado a la Columna del Museo de Bellas Artes de Sevilla.


Magnífica y grandiosa imagen gótica realizada en terracota  del siglo XV, de Pedro Millán, que conserva el Museo de Bellas Artes.

La imagen se encontró curiosamente en la Catedral de Triana Santa Ana durante la restauración de la Parroquia en Julio de 1971, la que apareció bastante destrozada en el basamento de un retablo. Imagen que merece ser vista con atención por su fino y elegante estilo, la cual seguro serviría para inspiración de otros artista que hicieron una imagen con igual advocación.

El Cautivo de San Ildefonso de Sevilla.


El Cautivo de San Ildefonso es sin duda una de las imágenes más venerada de Sevilla, solo hay que ver sus colas durante los primeros Viernes de Marzo que llegan hasta la Alfalfa. Imagen que según varios historiadores la datan del siglo XVIII, mientras otros la ponen en el XVII.

La imagen del Cautivo estuvo primitivamente en el convento de los Trinitarios Descalzos. Pero siendo la Iglesia presa de la ira revolucionaria en Octubre de 1868, fue trasladado el Señor a Santa Marina y de aquí a la Iglesia de San Hermenegildo, donde se recuperó la devoción hasta ser nuevamente trasladado para quedarse definitivamente en San Ildefonso un 26 de Marzo de 1909, tras una petición al beato Spínola.



Plaza de la Encarnación de Sevilla.


Plaza que se llamó morillos por algunos moros que venían sirviendo en la Reconquista al rey San Fernando, construyéndose en el siglo XVI  el Convento de la Encarnación. 

Es en 1810, cuando el rey José Bonaparte, monsieur Mayer, elaboró el proyecto de un edificio para Mercado de Abasto, que el Ayuntamiento aceptó y expropió el convento a las monjas, las que se fueron a residir a la Plaza Virgen de los Reyes. Estando este mercado abierto hasta 1973, que se derribó por completo.

Calle Eduardo Dato de Sevilla.


Calle que se llamó Huerta del Rey y en la que estuvo la famosa plaza de toros de la Monumental. 

Es en 1925, cuando se le pone Eduardo Dato en memoria del presidente del Gobierno asesinado en un atentado terrorista por los anarquistas Mateo y  Casanillas en 1921.

Calle Eduardo Cano de Sevilla.


Calle que se llamó muro de San Antonio y en la cual había un postigo que permitía salir de la ciudad a la calle Torneo a los frailes del convento de San Antonio, por privilegio real. 

Cuando se derribó la muralla, pasó a llamarse la calle Eduardo Cano, en memoria del gran pintor que nació en 1823 y que fuera catedrático de la Escuela Superior de Bellas Artes.

Calle Duque Cornejo de Sevilla.


Está calle toma  el nombre del gran escultor Pedro Duque Cornejo en 1870, del cual se pueden ver magníficas imágenes en San Luis de los Franceses.

miércoles, 30 de julio de 2014

Un día como hoy. Virgen de Guía.


Un día como hoy 31 de Julio de 1971, se bendice la imagen de Nuestra Señora de Guía de don Antonio Illanes para la Hermandad de la Lanzada.

Foto de Cruz -Alzada. 

Un día como hoy.Antonio de Orleans.


Un día como hoy  31 de Julio de 1824 nace en Nevilly (Francia) don Antonio de Orleans, Duque de Montpensier, esposo de la Infanta Maria Luisa, quien fue protector de algunas Cofradías.

Un día como hoy. Hermandad del Rocío de Triana.


Un día como hoy 31 de Julio de 1815, se establece en el Convento de San Jacinto la Hermandad del Rocío de Triana.

La verdadera plaza de la Magdalena.


Por lo que se puede apreciar en la foto, nada tiene que ver esta plaza romántica de la Magdalena con la actual, cuyo entorno ha sido brutalmente edificado, perdiendo la misma su bello paisaje.

Antigua foto de la Plaza de San Francisco.


En esta fotografía se puede observar el proceso de sustitución de los tradicionales soportales por casas al estilo moderno  y con cubiertas planas, estando a primera vista la famosa y viajera Pila del Pato, que actualmente se encuentra en San Leandro.

La Catedral en la Plaza de Toros.


Bellisima fotografía donde se puede ver la Real Maestranza inconclusa, pero que parece como si la mismísima Catedral quisiera unirse cerrando a la plaza de toros más coqueta del mundo. Una foto donde también se puede apreciar al detalle los burladeros y barreras con una curiosa decoración muy diferente a la de hoy.

Puerta de Jerez de Sevilla.


Puerta de estilo neoclásico y orden jónico, donde se aprecia la grandiosidad de la misma.

Desierto Hospital de la Sangre.


Antigua foto donde da la sensación de ver al fondo el famoso Hospital de la Sangre en un desierto, sólo con los pocos restos protectores de las murallas de la Macarena, siendo la portentosa fachada de este hospital la obra cumbre sin duda alguna de Martín de Gaínza y estando entre uno de los mejores edificios que Sevilla puede presumir de tener.

Antigua foto del Palacio de San Telmo.


Se puede apreciar en esta foto para aquellos amantes de los detalles el embarcadero de los Duques de Montpensier, cuando al fondo vemos la torre del edificio en construcción. Una foto que habla por sí sola sobre como vivían los duques con todos los medios a su alcance, como siempre lo hicieron y seguirán haciendo.

La Catedral.


Sublime vista de la Catedral con el Colegio de San Miguel a la derecha, lamentablemente desaparecido. Una vez más la guía y faro de Sevilla en el centro y con su empaque sin igual, la Giralda.

La Catedral al fondo.


Foto curiosa donde se aprecia la Torre de La Plata en primer plano como la inconclusa Puerta del Príncipe. Una foto para recrearse una y mil veces.

Desde la Giralda.


Desde la Giralda, igual que si fuera a vista de pájaro podemos apreciar en esta foto a una antigua Sevilla con la archiconocida calle Betis al fondo.

Foto antigua del Ayuntamiento de Sevilla.


Magnífica fotografía donde se puede apreciar el pavimento de  de piedra blanca califa, formando espigas y calles.

La Muralla de la Barqueta.


Curiosisima  fotografía en la que se ve el lienzo de murallas de esta zona hasta San Clemente, dónde en sus grandes espacios dejados por los monasterios se puede apreciar algunas industrias.

Antigua foto de la Puerta de la Carne.


Portentosa puerta manierista,  donde se encontraban miradores y casas de gran altura que se asomaban por lo alto de las murallas, lamentablemente también pertenece a esa Sevilla que se nos fue.

La Plaza de San Francisco de Sevilla.


Antigua y curiosisima foto en la que se puede apreciar el pavimento formado por cantería de Tarifa.

Compás de San Pablo de Sevilla.


Bellisimo compás desaparecido del Convento de San Pablo de Sevilla.

Plaza del Duque de Sevilla.


En esta plaza hoy destrozada por orteros edificios de grandes superficies estuvo el palacio del Duque de Medina Sidonia, quién recibió el título del Rey Juan II. 

Dicen que cuando pasó por el lugar el poderoso Felipe II sintió envidia de dicho palacio por ser más lujoso que el Alcázar de Madrid, lo que le hizo decir «si esta era la casa del Señor del lugar». Una plaza que como tantas otras más pertenecen a esa Sevilla que se nos fue.




Calle Dueñas de Sevilla.


Nombre que le viene por haber instalado en 1248 las llamadas Compañías de Dueñas, las que prestaban servicio a la reina doña Violante, esposa Alfonso X el Sabio y a la reina doña Juana de Ponthieu, esposa de San Fernando.

En dicha calle tubieron su palacio la familia Pineda. Pero  al arruinarse por pagar el rescate de su hijo prisionero por los moros en la campaña de Granada, vendieron el Palacio a los condes de Alba, hoy Duques de Alba, donde nació el poeta Antonio Machado.

Calle Duende de Sevilla.


Barreduela en la calle Jimios que toma su nombre por creerse la aparición de un fantasma en el siglo XVII, pudiéndo ser algún antepasado de algún político cabrón que nos gobiernan.

Un día como hoy. Músico Emilio Cebrián.


Un día como hoy 30 de Julio de 1900, nace el genial compositor don Emilio Cebrián, autor de las bellas composiciones “Nuestro Padre Jesús” y “Macarena”.

Un día como hoy. Hermandad de Montserrat.


Un día como hoy 30 de Julio de 1849, se aprueban las Reglas de la reorganizada Hermandad de Montserrat. 

Un día como hoy. Dominicos en Triana.


Un día como hoy  30 de Julio de 1673, llegan los dominicos a Triana y piden a la Cofradía del Rosario que se traslade a su convento.

martes, 29 de julio de 2014

Un día como hoy. Carretería.


Un día com h 30 de Julio de 1586, se aprueban las Reglas  de la Hermandad de la Carretería.

Calle Dos de Mayode Sevilla.


Esta Popular calle se llamó Lonja  del Río en el siglo XVIII por venderse allí el pescado, siendo en 1879, cuando se le puso Dos de Mayo.

Foto de Arte Sacro.

La calle Betis que se perdió.


Bella imagen de una calle Betis que se nos fue para siempre, para casi convertirse en una calle discotequera.

En la Giralda.


Magnífica vista donde se aprecia la portentosa Iglesia de El Salvador y dónde empieza a notarse algunas cubiertas de las casas plana. Una Sevilla que se ha ido transformando para bien y para mal, pero que ha ido perdiendo un sabor añejo con edificios y pisos en el casco histórico que no pegan ni con pegamento.

Desde la Griralda.


Foto antigua en la que hoy y desde el mismo lugar casi todo es diferente, como las cubiertas de las casas y algunos corrales de vecinos. 

Al fondo se aprecia el famoso barrio de San Bernardo. Conocido como el de los toreros, una Sevilla que se nos fue.

El Puente de Barcas fuera de su sitio.


Curiosísima  foto del Puente de Barcas anclado casi por frente de la Plaza de Toros, por iniciarse las obras del puente nuevo de hierro fundido que sustituiría este. 

Foto donde se aprecia el espacio y no como hoy  un grosero Teatro de la Maestranza tapando bellas vistas como la de la catedral. Teatro que no gusta ni a los capillitas en el Pregón de la Semana Santa y que no ha cuajado en Sevilla ni cuajará.

Curiosidades sevillanas. Jesús de la Humildad y Paciencia de la Iglesia de Nuestra Señora de la Paz. Hermanos de San Juan de Dios.


Situada esta Iglesia en la famosa Plaza del Salvador o  Plaza de la cerveza, en la que se encuentra la imagen de Humildad y Paciencia, una de las más antiguas que posee dicho recinto, siendo del siglo XVI y de papelón, un poco menor del natural y que está en un nicho con cristal en él brazo del crucero del lado de la Epístola.

Nazareno del Perdón del Convento de Santa María de Jesús.


Este Nazareno se encuentra en el bello Convento de Santa María de Jesús en un retablo del estilo de Cristóbal de Guadix. La imagen es de 1615 o 1620, atribuida al escultor cordobés Juan de Mesa y Velasco.

Fue sacada la imagen del Nazareno en Via Crucis hasta la Cruz del Campo el Primer Viernes de Cuaresma de 1958, formándose la comitiva en la Casa de Pilato y presidida por la Santa Cruz de los Negritos, conocida por la “Cruz de las Toallas”.

Un día como hoy. Calle Señor de la Sentencia.


Un día como hoy 29 de Julio de 1997, la calle Escuderos del barrio de la Macarena se llama desde este día Señor de la Sentencia.

Foto de F.Villapol. 

Un día como hoy. Virgen de las Mercedes.


Un día como hoy 29 de Julio de 1957, se estrenan las marchas “Mercedes”, de don Antonio de los Santos y “Nuestra Señora de las Mercedes”, de don Luis Lerate, para la Titular de la Cofradía de Santa Genoveva.

Foto de Luismi. 

Un día como hoy. Cardenal Spínola.


Un día como hoy 29 de Julio de 1899, el Cardenal Spínola bendice la Virgen de Montserrat tras su restauración.

Un día como hoy. Virgen de los Sastres.


Un día como hoy 29 de Julio de 1895, se traslada la Virgen de los Sastres al Ayuntamiento, para celebrar una misa por los soldados que iban a embarcar para la Guerra de Cuba.

Un día como hoy. Varios sevillanos.


Un día como hoy 29 de Julio  de 1625, varios sevillanos piden en Roma al Papa Urbano VIII Indulgencias para las Cofradías.

lunes, 28 de julio de 2014

Alfa y Omega.


De cualquiera que te haya visto alguna vez, siempre serás el Alfa y Omega.

Nunca la habrá.


No hay oscuridad como en la noche en tu rostro, nunca la habrá, porque a diario y a cualquier hora, Luz de Esperanza desprendes.

San Isaías de la Hermandad de Montserrat.


Esta imagen de San Isaías la hizo el escultor valenciano Vicente Luis Hernández Couquet en 1866, estando afincado en Sevilla y siendo profesor de la Escuela de Bellas Artes.

San Isaías salía en un paso alegórico en la Hermandad de Montserrat, que fue suprimido en 1885 y se le conoció como el “Santo del Poyetón” (sin premio) por la roca donde iba, del que también se dice que iba mirando hacia los balcones para tomar nota de las muchachas casaderas o por matrimoniar para futuros noviazgos. Toda una pena que en la actualidad no recupere su Hermandad la salida del Santo en su paso alegórico, lo que mostraría a Sevilla un tiempo que se nos fue.