martes, 22 de julio de 2014

Un día como hoy. Tomás de Aquino García García.


Un día como hoy 23 de Julio de 1981, fallece en Sevilla don Tomás de Aquino García García, fundador de la Hermandad de los Estudiantes.

Un día como hoy. Carmen de Calatrava.


Un día como hoy 23 de Julio de 1939, se estrena el paso de la Virgen del Carmen de Calatrava, obra de don José Carrera y don Guillermo Baena.

Un día como hoy.Hilarión Eslava.


Un día como hoy 23 de Julio de 1878, fallece en Madrid el músico don Miguel Hilarión Eslava, autor del famoso Miserere.

Frases Cofrades.


Si aún cofrade lo quitas de una Hermandad es como si le quitaran de hacer su deporte favorito.

Frases Cofrades.


Las acciones en algunos cofrades son más falsas que los duros de chocolate.

Frases Cofrades.


La mayoría de los cofrades son capaces de no hacer nada por los demás, sólo por su posición dentro de las Cofradías.

Frases Cofrades.


Aunque aún cofrade lo empachen de procesiones nunca quedará satisfecho, para luego criticar  todo lo que ha visto.

Frases Cofrades.


El cofrade juzga por aburrimiento, no por que sepa como lo hace.

Frases Cofrades.


La crítica y la maldad en el cofrade son fáciles, el saber no tanto.

Plaza del Dieciocho de Julio.


Así se llamó la plaza por leer en ella el comandante Cuesta Moreno el día 18 de julio de 1936, el bando de declaración del Estado de Guerra, en virtud  del cual la ciudad de Sevilla se sumaba al movimiento iniciado por el general Franco para derrocar a la Segunda República, tomando el nombre de Plaza de la Concordia en 1978.

Calle Delicias de Sevilla.


Esta calle se llamó en la Reconquista Molino de la Bella Flor, que estaba en el río junto a Tablada, y en el que pernoctó Felipe II la noche antes de entrar en Sevilla. 

Fue el Asistente Arjona, quien le puso el nombre de Delicias, que en la actualidad es Paseo de las Delicias.

Muerte de Felipe II.

Calle Decamanus Maximus.


Esta calle creen  muchos historiadores que fue por la época romana las actuales Cuesta del Rosario, Alfalfa, Pescadería, Águila y San Esteban.

Calle Decumanus Inferior.


Según algunos historiadores se cree que tuvo este nombre en época romana la calle Relator y Fray Diego de Cádiz.

Calle Dean Miranda de Sevilla.


Esta calle se llamó en  la Reconquista Pila Seca y en 1875, se le puso Dean Miranda. En ella vivió el Asistente Olavide.

La Magdalena.


María Magdalena es y seguirá siendo uno de los personajes más enigmáticos de los Evangelios. A ella fue a quien Jesús confió su doctrina y a quien primero se apareció después de resucitar. También se encontró a los pies de la cruz cuando éste murió, lo que la convierte en uno de los pilares del cristianismo le pese a quien le pese. 

Desde el principio la Iglesia tejió entorno a María Magdalena una red de leyenda y falsedades algo descomunal, probablemente para ocultar la verdadera identidad de esta santa mujer que debió de desempeñar un papel importantísimo en la fundación de la nueva religión y que, según se desprende de los textos  evangélicos, parecía estar vinculada efectivamente a Jesús. Mujer en las que muchos grandes historiadores de la religión cristiana creen, que fue el Primer Apóstol.

La Magdalena penitente (1825) por Francesco Hayez, óleo sobre lienzo, Civica Galleria d'Arte Moderna, Milán. 

Hospital de San Lázaro de Sevilla.


Este hospital se construyó para acoger a los enfermos leprosos, siendo construido después de la conquista de Sevilla por Fernando III, el Santo, para que ingresarán los soldados que habían contraído la enfermedad de la lepra. 

A la muerte de Fernando III, su hijo Alfonso X mejoró el hospital dotándolo de más medios y personal. Construyendo una casa que se puso bajo la advocación de San Lázaro y admitiéndose desde ese momento enfermos de todo el Arzobispado de Sevilla y Cádiz.

La Iglesia del hospital es de planta rectangular y tres naves, destacando la portada del exterior en la que se ve un azulejo con San Lázaro, sobresaliendo también en su interior un retablo mayor ejecutado en el siglo XVIII, y en el que hay unas pinturas realizadas por Pedro Villegas Marmolejo en 1553. Procediendo del antiguo retablo que tuvo la Iglesia.

Hospital de los Viejos de Sevilla.


Se encuentra este hospital en uno de los barrio más antiguo y bonitos de Sevilla, el de la Feria, junto a San Juan de la Palma. Remontando su antigüedad al siglo XIV, que se constituyó gracias a la unión de dos hermandades que tenían como misión primordial según su reglas fundacionales, la práctica de caridad y amor a los hermanos, manteniendo a treinta pobres que provinieron como se dice textualmente de esas personas que se hayan visto en honra y venido a pobreza. 

La primera de las hermandades que estaba formada por clérigos sacristanes se constituyó el 20 de Junio de 1353, en la Iglesia de Santa Catalina, siendo su finalidad la de sustentar hombres y mujeres ancianos qué destituidos de bienes y hacienda hubiesen  venido a necesitad. Cuando unos años después a esta hermandad de clérigos  y sacristanes se le unió  otra que se encontraba en la Parroquia de San Juan de la Palma, que como resultado de la fusión, esta cedió a la de los clérigos un hospital que estaba en la collación  de San Juan de la Palma, frente del baño que estaba derruido sin poderlo edificar.

La fusión de las dos hermandades fue aprobada por el Arzobispo D. Gonzalo de Mena, naciendo a partir de este momento la hermandad de San Bernardo o de los Viejos, la que empezó a ejercitar su amor a los pobres acogiendo a treinta ancianos naturales de Sevilla, diecisiete  hombres y trece mujeres, lo que consta en los estatutos de la Hermandad. En la capilla de este hospital se encuentra actualmente la Hermandad de la Divina Pastora.