jueves, 3 de septiembre de 2015

La Dolorosa de Pedro de Mena en el Museo de Bellas Artes.


En el magnífico Museo de Bellas Artes de Sevilla no sólo se encuentran grandes pinturas, también imágenes de una gran calidad, que ya quisieran algunas Cofradías tener en su patrimonio. Pero lamentablemente una gran mayoría lo desconoce al completo, y eso que hemos pasado hace nada unas vacaciones, claro es preferible irse fuera y ver horrores que visitar la segunda Pinacoteca de España.

De lo que hemos comentado aquí, en la foto se puede ver este maravilloso busto escultórico en madera policromada de 0,70 m., obra del grandísimo Pedro de Mena y Medrano (s XVII). Magnifica obra de arte en la cual podemos observar  la dulzura de su rostro y la perfección de sus manos entrelazadas, procediendo del famoso y valioso legado hecho en 1928 al Museo por el ilustre mecenas (y no como algunos de hoy, que van de mecenas y son un mojón) don Rafael González Abreu.

Foto de Universidad de Sevilla.

La Circuncisión de la Iglesia de la Anunciación.


Fantástica pintura la cual mide 5,75x3,35m ocupando el centro del maravilloso retablo mayor de la Iglesia de la Anunciación de Sevilla, la que también es conocida como "Alegoría del Nombre de Jesús", encontrándose sostenido en los brazos de José y de María. Pudiéndose ver arriba   de la pintura una gloria de ángeles que rodea el anagrama del Salvador, mientras que abajo vemos la figura de San Ignacio de Loyola y San Ignacio de Antioquía en recuerdo de la Orden de los Jesuitas, siendo el artista de esta colosal obra el pintor Juan de las Roelas hacia 1605.

Lástima que muchos capillitas entren en nuestras Iglesias buscando siempre lo mismo y perdiéndose estas grandes obras de arte, en fin, que cada uno haga lo que quiera, al fin y al cabo son sus vidas no es la mía, mía es sólo está opinión.

La Circuncisión de la Iglesia de la Anunciación.

Las otras Cofradías de Sevilla.La Divina Pastora de las Almas del Convento de Capuchinos de Sevilla.


La bellísima imagen de la Divina Pastora de las Almas del Convento de Capuchinos fue realizada a finales del siglo XVIII, principios del XIX.

Esta imagen de la  Divina Pastora procede de Cádiz, la cual vino a Sevilla en el siglo XIX. Y fue realizada por José Fernández Guerrero, teniente director de escultura de la Academia Gaditana de Nobles Artes, siendo la imagen tan querida y venerada, que a mediados del siglo XIX, se suspendían o retrasaban las corridas de toros, porque Sevilla entera se desplazaba a la Ronda para ver a su Madre, la Divina Pastora de las Almas.

Fue el 22 de Mayo de 1921, cuando el Obispo de Ostracine le impuso a la Divina Pastora de las Almas una diadema de oro y piedras preciosas, costeada por suscripción popular. Esto fue digamos una Coronación de amor de Sevilla a la Virgen, siendo el  23 de Mayo de 2004, cuando el Cardenal de Sevilla Carlos Amigo Vallejo, eleva a rango de Canónica, la Coronación Litúrgica  de la Virgen que tuvo lugar el citado 22 de 1921.

 Como curiosidad comentar,  que la Virgen fue restaurada por Sebastián Santos en 1956, quien le puso ojos nuevos y realizó los corderos que la acompañan, y en 1982, Francisco Buiza le realiza un nuevo cuerpo y eleva un poco la postura de la cabeza. Sin olvidarnos y antes de terminar, que la Duquesa de Montpensier le regaló un sillón de estilo isabelino-imperial para sus besamanos y una magnífica esmeralda de Isabel II, que fue puesta en la aureola.

Yo prefiero.


Yo prefiero ser amigo de un transexual y un gay que no de un hijo de Puta. He dicho.

Nada peor.


Nada peor en la vida como ver a un inocente muerto por culpa de esta maldita humanidad. Nada peor que querer quedar bien con imágenes impactante no recomendadas a personas de buen corazón por nuestras Desleales Redes Antisociales.  Nada peor...

Las cosas.


Las cosas se solucionan cara a cara, no por la espalda y en las barras de los bares.