jueves, 23 de julio de 2015

Hasta la Luna.


Hasta la Luna baja a iluminarte aún más Tu belleza sin igual Macarena. Hasta la bellísima Luna atraída de Tu Esperanza pasea por Sevilla tras Tu palio que no es un palio, es un trocito de cielo que Dios te puso por ser Reina de Reinas, Macarena. Hay cuanto daría la Luna por llamarse Macarena y pasearse en ese trocito de cielo.

Desconozco el autor de la foto.

El Cardenal Segura en Sevilla.


Nació el Cardenal Segura Arzobispo Hispalense el 4-12-1880 en Carazo (Burgos, no confundir que os veo las intenciones), y falleció el 8-4-1957 en Madrid.

 Fue Pedro Segura y Sáenz Obispo Auxiliar de Valladolid, Titular de Burgos y Primado de Toledo, quien fue expulsado por la República y luego nombrado prelado de la Sede sevillana.
El quien organizó la I Asamblea de Hermandades en Junio de 1941, como también fue quien decretó prohibir dar vivas, aplausos y el levantamiento del brazo ante las imágenes en Semana Santa por su siempre malestar con el Generalísimo Franco ( hoy si levantara la cabeza y viera lo que hay en la calle el mismo se enterraría). 

También organizó Pedro Segura, magnas procesiones y coronó en 1954 a la Reina del Dolor, la Virgen de la Amargura, organizando ese mismo año de la coronación una peregrinación a Roma de las Cofradías sevillanas con sus estandartes y Simpecados para asistir a la proclamación S.S.Pío XII de la Realeza de la Virgen. Segura, todo un personaje al cual le tocó vivir momentos de mucha tensión por la época en que vivió.

Como la vida misma. La verdad.


No hay verdad más grande, que decir una mentira por el bien de alguien.

Don José María Ibarra Gutiérrez de Caviedes y Sevilla.


Fue el primer conde de Ibarra, y nació en Bilbao el 6 de mayo de 1816, falleciendo en Sevilla en 1878.

José María Ibarra fue un gran empresario, quien venía de una familia de gran tradición empresarial y se estableció en Sevilla como comerciante, fundando con el apoyo familiar una naviera dedicada al transporte y comercio entre Sevilla y Bilbao, que empezó con un velero y posteriormente incorporaría barcos de vapor para subir a lo más alto el negocio de su empresa.

En 1848, fue nombrado José María Ibarra Segundo Teniente de Alcalde y más tarde Vicepresidente de la Diputación, como Alcalde  de la ciudad. Este empresario fue uno de los promotores de la Feria de Abril junto a Narciso Bonaplata, siendo los dos autores de una propuesta para celebrar los días 19, 20 y 21 una feria anual, propuesta que concedió la reina Isabel II a la ciudad de Sevilla. Como curiosidad comentar, que bajo su presidencia municipal se colocaron por primera vez los palcos en la plaza de San Francisco, para ayudar a los actos de las procesiones de Semana Santa (hoy hay otros palcos más, como los de las hileras de sillas chinas cortando el paso a diestro y siniestro).

Sin una Cruz.


Sin una Cruz os puedo asegurar que nos seria mucho más difícil de llevarla en el día a día. Disfruten y viva...