lunes, 11 de noviembre de 2019

Los sevillanos Leones del Congreso de los Diputados.



Los curiosos leones del Congreso de los Diputados como algunos sabrán y otros no, son más sevillano de lo que se creen. Unos leones que son conocidos con los nombres de Daoiz y Velarde en honor a estos dos héroes de la Grerra de la Independencia y que explicaremos su interesante historia.

Todo en empezó en 1850, cuando la Reina Isabel II inauguraba el Congreso de los Diputados, en cuya entrada estaba dos farolas que por lo visto no pegaban ni con cola. Por eso se propuso sustituirla por dos leones que dieran otra imagen de grandeza a España, la que actualmente no tiene ninguna.

Los primeros leones fueron encargado al escultor Ponciano Pinzano (que tiene una rima con mucha guasa), artista zaragozano que los realizó en yeso recubiertos de pintura en color bronce, los que por las inclemencias del tiempo se deshicieron. Por eso se encarga unos segundos leones a José Bellver, por estar el prestigio de Ponciano por las nubes, que al estar tan poco conseguidos se retiraron y hoy se encuentran en los Jardines de Monforte de Valencia. Siendo de nuevo encargados los leones a Ponciano, el que está vez los hizo con mucha más expresión con cañones fundidos de la Batalla de Was-Ras, en la Grerra de África en la Real Fábrica de Artillería de Sevilla en 1865.

Como curiosidad comentar, que los moldes de los leones se quedaron en la Real Fábrica de Artillería de Sevilla hasta el año 2009, que pasaron al bello edificio de Capitanía en la maravillosa Plaza de España.